Señorita, las marcas dicen mentiras…

Al fin empezaron las clases!. Todos contentos. Pero… para tanto???

 

La-Anónima-Junín-clases(Si no tuviera el logo, juraría que lo hizo Fariña. “Quieren ficción, les doy ficción…”)

Igualitas que las personas. Para ser creíbles, las marcas tienen que ser auténticas. Partir de una VERDAD que encima, para que convenza y dé resultado, sea importante para el que la recibe.

Volvé a mirar la tapa del catálogo de La Anónima. En todo caso, los “educandos” pueden estar locos por las vacaciones, por la Play, porque los dejen ir a dar una vuelta por Sáenz Peña… O Locos por el fútbol… Pero por ir a la escuela???.

Es como decir “Los maestros aceptaron la propuesta porque adoran a Nora De Lucía”.

De qué sirve un mensaje tan alejado de lo real?. Por qué, en vez de vender utopías, las marcas no dicen cuál es el beneficio de adoptarlas?. Ej: en qué te cambia o mejora comprar los útiles en La Anónima y no en Rucci o Damasco.

Lamentablemente nos estamos acostumbrando a ver sinsentidos que parecen tener como único fin usar la palabra del momento: “Fiestas”, “Verano”, “Pascuas”, “Clases”…

De hecho, el año pasado, Los Súper relacionaron el inicio lectivo con el pollo, los morrones, la calabaza y los kiwis… Lo que se dice “cualquier verdura” o “mandar fruta”…

Los-Súper-Junín-clases

Estas faltas de conexión entre la marca/evento y la realidad, no sólo pasan en los supermercados.

Desde hace un tiempo, sale una media página color en el diario que dice: “Junín lo sabe… Quien pinta prefiere Impulso”.

Impulso-Pinturas-JunínEs como decir “Quien come prefiere comprar en Vea” o “Quien come afuera elige Andi”.

Una afirmación pretenciosa, absoluta y hasta ridícula.

Lo mismo dijo otro del rubro hace unos años: “Todos compran en Pintufer”. Pensarán que alguien creerá que los 100.000 habitantes de Junín compran ahí aunque haya 12 opciones más? (Impulso, Imperial, Impacto, Color Shop, Perkusic, Maipú, las ferreterías, etc). Por qué este vicio de vender “cartón pintado”?.

Igual no sorprende cuando vemos que es obra del Pata. Ay!. Cómo vas a criticar a un colega!. (Aparecen los “moralistas corporativos” que defienden lo indefendible porque… algo tienen que decir!).

Pongamos las cosas en su lugar.

Primero:

No es colega quien NO es publicista ni hace publicidad. Muy poco valoraría mi profesión si considerara que quien escribe esos “contenidos” es especialista formado en esto. Ponele el nombre que quieras, pero no tiene encuadre académico. Los años de repetir una fórmula no significan que la hagan válida… Dónde está la segmentación?. Dónde la diferenciación e identidad de la marca?. (Al aviso de Impulso firmalo Imperial o Impacto y es lo mismo).

Segundo:

No critico a la persona sino a sus “ideas”. Como el que me dijo: “Pero Juani (de Arrabal) es buena gente”. Pues yo no digo que le pegue a la abuela!. Muestro que hace plagios y mezcla las marcas con groserías. Se entiende la diferencia?. La gente inteligente claro que la entiende.

Tercero:

No invento los avisos que tengo en mi archivo y publico acá, donde constan un sinfín de atentados a las buenas prácticas. Ej: el colmo de la autocopia: el Pata que usa lo mismo para distintos clientes: Todos los colores conducen a Impulso.  Todos los rollos van a Magdalena. Todas las direcciones van a Tellechea.

publicidad-Junín(Al menos les dividirá el cachet por 3?… Seguro)

Mejor sigamos con las marcas que dicen lo que no son o no hacen.

Mirá éste. Otro mensaje falaz. Cuándo Cappelletti implementó una política de RSE infantil?. Lo más pinino que te puede ofrecer son “venecitas” para el baño…

Cappelletti-chicos(“Hermosísimo” dijo Niní sobre un Congreso de Cardiología…)

A veces no sé si me indigna o me da pena la precarización que se ve en la comunicación comercial. Algunos me dicen: “Parecen publicidades de hace 50 años. No, porque al menos antes se preocupaban por buscar una rima!. (Peines Pantera, peinan la vida entera…)

Hoy se ponen títulos grandes y frases huecas sólo para justificar el espacio. No importa si ya se dijeron 20 veces, si las dice la competencia, si representa o no a esa marca o incluso al rubro.

Algunos casos para deleitarte… http://verorezk.com/2013/04/un-martillazo-a-la-razon/ http://verorezk.com/2013/03/todos-al-cole-o-sigue-el-paro-de-ideas/

A veces ni siquiera se respeta una mínima coherencia. Fue el caso de “Todos al cole mucho para oficina” de Naldo Lombardi que te mostré el año pasado.

Naldo Lombardi ofertas oficina
Y también hay contrasentidos imperdonables como el “Todo lo que neSeCitas para el cole” de City Shop (que también viste en una nota anterior). Vender artículos escolares con errores de ortografía ya es el colmo de quien le pide peras al olmo…

La falta de adecuación a la realidad también se da en lo temporal. Como Librería Rucci, que con su “extenso y hermoso surtido” está mucho más cerca de la liquidación blanco y colegial de Casa Arteta que de un aviso siglo XXI para los nativos digitales.

Vale aclarar, además, que los chicos ni leen los diarios, por lo cual el mensaje debería estar codificado para los padres. Dicho sea de paso, los señores papis tampoco son sensibles a la “esmerada atención” porque eso ya es lo báaaasico que debe tener un negocio. (Si no se esmeran en atendernos o nos muestran desgano, más vale que no esperen que los clientes se le peguen con “B”oligoma…).

Por si fuera poco, Rucci dice en la radio: “Hasta lo más insólito que te soliciten”… Qué entra en lo más insólito?. Un cráneo de canis lupus para hacerle lobotomía en la clase de Naturales?. Son promesas abstractas, incumplibles, que no aportan nada al progreso de la marca.

 

CONCLUSIÓN

 

Ayer la Norita hablaba de “refuerzo áulico”. Otros, de recuperar aunque sea en vacaciones. Pero hay algo peor que perder días de clases: perder calidad de educación. Porque esos chicos (la mayoría) serán los trabajadores “fallados” de la próxima década.

Los que se dediquen a comunicar para la marcas, seguro harán avisos como éstos y peores. Con “horrores” de ortografía sintaxis, superficialidad de concepto, y encima, carencia de valores. Porque desde los folletos promocionales que hoy ven bajo la puerta de su casa (y usan para hacer avioncitos) ya están aprendiendo que vale zafar con lo que sea y mentir…

Consejo “realista”: Si tu hijo volvió “loco” del cole, antes de revisarle la mochila de La Anónima, fijate que no se haya hecho la rata para tatuarse a Funes Mori…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>