Una “empresa” para bajarle la persiana…

 

Obvio doble sentido: para hacerle la cruz y para que cierre. Porque son de esas que no merecen ni quejarse si les va mal.

Voy a contar mi odisea con Aluminios Norte de calle Derqui 124 y el chantún de su dueño Gustavo Biglieri.

Seguro les resultará útil a los que construyen con Pro.Cre.Ar o están por encarar cualquier remodelación que incluya carpintería de aluminio.

Aluminios-Norte-Junin-direccion
¡Qué justo!. Tener que hacer sólo una abertura para mi casa y caer en lo más trucho de Junín. Y qué justo para él, ser chanta y que le toque yo (con este blog) de cliente. Y bue, son gajes del ingrato oficio…

Viste que es típico. Una vez que te pasó, te enterás de toooodas las que se mandó. Sé de varias fuentes que este “señor” hasta empezó un edifico en fideicomiso y nunca entregó los departamentos.

Estaba en la lista negra de todo el gremio. Y yo no lo sabía. Por eso, para que no existan más desprevenidos que le hagan “el caldo al gordo”, comparto aquí mi experiencia…

 

Antes de la primavera pasada, decidí ampliar mi lugar de trabajo. Era un SUM en el patio que tenía en plano una puerta ventana de 2 x 2 con 2 hojas corredizas y cortina/persiana barrio (como la plástica pero metálica).

Quería aluminio anodizado color bronce viejo. Averigüé. Sabía que algunos compran en el Parque Industrial y otros hasta en Rojas. Pero pedí presupuesto en 3 opciones locales, empezando por uno de los más conocidos: Leo Dimastro.

La empleada del showroom me mostró las distintos modelos montados en una pared simulada, encendió el motorcito, subió y bajó la persiana para que vea el funcionamiento, me dio el presupuesto bien detallado y hasta el boceto de cómo eran las partes.

La atención de Dimastro justifica el precio superior a la media. Pero me dije: “En casa de Herrero, puerta de Módena” (vos me entendés…). No quería pagar demás por el marketing. (Y así me fue…).

Por varias lucas menos, una fabriquita modesta del barrio El Picaflor me cumplía el objetivo…

Supuestamente, la calidad era “igual” que la de Leo Dimastro. Eso fue lo que vendió. Aclaro esto porque es muy importante. Yo pedía exactamente las mismas características (el mismo papelito) en los lugares que consultaba.

Como decía Bello, que creía saber todos los secretos del back publicitario (ej. que una crema del súper es la de Suiza con distinto envase), a veces nos parece que corremos con ventaja. Pero la realidad nos demuestra que no estamos inmunizados contra los chantunes.

La marca se paga, claro. Pasa con los celulares, con los cosméticos o la ropa. A propósito, me re comí, como dice Castillo de La Salada (Dios!) que el barato también era un trabajo con “todos los chiches”… y que la diferencia de cotización estaba en el plus de la imagen “top” de Dimastro…

La cuestión, como ya adelanté, es que terminé en Aluminios Norte de Gustavo Biglieri (acordate este nombre), un grandote de esos que ni se les mueve un pelo para meterte cualquier verso cuando pasan los meses y no pueden tapar la truchada.

El 1° de septiembre del año pasado fui a confirmarle y le entregué el 50% de seña.

Mis albañiles hicieron cimientos, levantaron paredes, techaron y… cuando necesitaron amurar los premarcos saltó la alarma. El tipo dijo que aún faltaba llegar el resto del material (o sea, lo más importante).

Para esto habían pasado 4 meses.

Cuando le pedí por favor que cerrara “como sea”, me puso unas hojas provisorias de fibrofácil porque, dijo, no había controlado los perfiles y no los habían cortado para DVH (doble vidriado hermético) sino para vidrio común…

O sea, de septiembre a enero sólo tuve esto:

Aluminios-Norte-Junin-puerta-fibrofacil

Cuando vi que la obra entraba en fase final y no tenía novedades de las nuevas hojas, le empecé a reclamar más seguido.

Ya no pudo disimular su chantada ni con una cortina de amianto. Sus argumentos eran:

-“Se complicó porque es de color, si fuera blanco te lo hago en una semana”.

Ahhh, mirá qué piola. Cuando le di la seña se olvidó de explicarme ese detalle… Si hubiera arrancado por ahí, por lo menos yo tenía la chance de decidir si lo quería blanco, bronce colonial o color dulce de leche de El Colonial… Pero no, para cobrar todo anda perfecto.

Y seguía culpando al color de su retraso. Decía que la fábrica no tenía en stock y tenía que juntar cierta cantidad de pedidos para poner los hornos con esa pintura.

¿No será que no le mandan material porque no tiene capacidad de compra o porque le debe a los proveedores?. Diiiiigo, se me ocuuuurre después de vivir tan hermosa experiencia…

La “creatividad” del chanta da para todo. Un día, Biglieri pretendió lavarse las manos haciéndose el responsable:

-“De este tipo de trabajo no voy a tomar más porque la última vez me tardó 6 meses en llegar el material”.

Ahhh, mirá vos!. Cuando le encargué el trabajo no se acordó de tal percance. No le vino ni el déjà vu ni mucho menos el Parkinson para contar los “Evita”.

Evidencia muy clara. Si fuera honesto el tipo te dice: “Te tomo la seña pero te aclaro que la última vez la fábrica no cumplió con los plazos, y si se repite yo no puedo hacer nada porque soy intermediario. ¿Lo querés hacer igual?”.

Soñá tranquila…

Así llegó diciembre… Y las fiestas. Excusa perfecta para un versero.

-“Estos días son complicados, nadie labura…”.

-“Pero yo te la encargué el 1° de septiembre!!!!!!!!”.

Y después de las fiestas ¿qué viene?. Adiviná. ¡Corrrrecto!.

-“La fábrica cerró por vacaciones y hasta el 15 (de enero) no me dicen cuándo lo mandan”.

-“Y así vamos a seguir hasta Pascuas”, le decía yo pensando más en esta nota de escrache que en tener mi Windows 7 (porque con suerte la tendría en marzo…).

Un día me puso en altavoz el reclamo que él le hacía al distribuidor de Junín, nexo con la fábrica de la cual jamás me dio el nombre. Creería que le servía para desligarse.

-“Pero yo te la encargué a vos y te pagué a vos, no al representante, así que vos me tenés que solucionar el problema. Pedile material a un colega o a quien sea, pero entregame la abertura o devolveme la plata”.

Se hacía el preocupado, diciendo que estaba metido en un lío bárbaro. Yo lo tenía que “entender” a él. Hasta que un día me salió con que… (te juro) no había material en todo Junín, ni en Capital, ni en Rosario…

En un momento pensé que le había pedido la puerta blindada para los nuevos Airbus 320 de Germanwings!.

Y todo por un bronce viejo pintado!!!. Porque obvio, ni siquiera lo hizo anodizado. A ver si todavía cumplía con algo…

-“Ah ¿vos me pediste anodizado?” fue su pregunta cuando yo ya iba a encararlo personalmente y con estos planteos que transcribo. Too much.

Error mío el no pedirle el detalle impreso. Sólo lo vi en su pantalla y acepté un recibo firmado y ensobrado.

Igual, en estos casos, más que la Oficina de Defensa del Consumidor, me sirve este medio propio para darle el correctivo comercial y social que se ganó en su ley…

Le repetía entonces que me devolviera la plata (cosa más imposible que vidriar Sierra de la Ventana).

Hasta que una mañana de febrero, mandó a un empleado nuevo (el anterior se le fue) para colocar esto:

Aluminios-Norte-Junin-puerta

No era ni anodizado, ni Módena 1 o 2, ni siquiera material de primera, porque un perfil vino hasta cachado como cacerola de campamento…

Aluminios-Norte-Junin-puerta-cachada

Se “olvidó” de hacerle hasta los agujeritos del desagüe en los rieles del piso. O sea, si no fuera por los albañiles que metieron mecha, andá a deslizarla entre la mugre estancada. Con el peso del doble vidrio y ese perfil finito que le puso abajo, la abrís como Olivia y la terminás cerrando como Popeye. Corre tan fluido como el inglés de Lerner en la CNN en español…

Aluminios-Norte-Junin-riel

La cajita donde gira la correa quedaba afuera de la tapa (tuvieron que sacarla y poner otra). Por si fuera poco, la tapa ni cierra ni tiene el largo que corresponde…

Aluminios-Norte-Junin-puerta-balcon

El portarrollo quedó más largo que el hueco y tuvo que cortarlo. Y al marco exterior no le puso guías, o sea que la persiana iba a bajar como “loca suelta”.

Las cerraduras, con un solo tornillito.

¿Y las terminaciones?. ¿Con burlete de goma de ese que le ponen a todas?. ¡Faltaba más!. Fastix así como salió del pomo!!!

Aluminios-Norte-Junin-vidrios-Fastix

No hizo una bien. Como si fuera la primera vez que ponía una abertura. Y si la memoria no me falla, ese local lo tiene desde hace más de 10 años.

Pero después el tipo es un “señor”, careteando en una súper camioneta como si fuera el dueño de Aluar.

Con semejante prueba, exigirle la segunda parte del trabajo era como esperar que Cerati me colocara la persiana americana…  Dicho sea de paso, es difícil de creer hasta dónde llegan estos tipos…

Siguen con sus locales abiertos porque siempre a alguno enganchan. Y con lo que salen las aberturas, con que sean 2 o 3 por mes, zafan.

Lo peor es que se promociona como si fuera de los mejores. En la guía “Esto es Junín” 2015 hasta tiene un aviso más grande que antes, a todo color y a la par de Giovannoni o Costa Verde. Está en la primera página de los rubros, así que no te costará encontrarlo para tacharlo bien tachado.

Aluminios-Norte-Junin-chanta

Dice “precios sin competencia”.  En caradurismo tampoco tiene nadie que le arrime!!!. Y “asesoramiento técnico” … Cómo sería si fuera principiante!!!.

 

CONCLUSIÓN:


Caí como una chorlita
que vive en choza (esa sí que no tiene problemas de aberturas).

Está bien que alguna vez me pase, para darme cuenta que en definitiva todos somos consumidores a riesgo de caer en la trampa de ciertas pantallas sospechosas que dicen llamarse “empresas”.

Lección: lo barato me salió caro.

 

Aluminios Norte de Gustavo Biglieri. Derqui 124.
Cel 154575758 (para avisarle que lea este “blogcito” en los ratos libres que le quedan entre joder y joder gente…).

 


 

¿Cómo terminó la historia?.

Obvio que la cortina la hice en otro lado. Éste es el personal de Aluminios Junín de Ricardo Trueba instalando el jueves de Pascuas.

Aluminios-Junin-aberturas
Y así está hoy en el SUM caaaasi terminado.

aberturas-aluminio-Junin


 

El día de publicación de la nota, me llamó el propio Biglieri para decirme de forma irónica: “Muy lindo lo que escribiste, te salió bien”…

Le dije: “Sí, y lo más importante que es todo verdad. ¿O hay algo que no sea cierto?.

Como obviamente no puede desmentir nada, intentó la típica de ningunear el blog: “Eso es para los giles”. Pues entonces, no entiendo por qué se hace tanto problema de lo que yo diga acá…

Y lo más irrisorio fue que dijo que mandaría un abogado porque yo lo nombré y él no tiene nada que ver con Aluminios Norte. (Más chanta todavía al tratar de negarlo!).

Espero con gusto la carta documento en mi banquete de testigos. Será él quien tenga que probar que no atiende ahí como dueño, que no fue el que me cobró y firmó el recibo, que no vino a mi casa a poner los marcos y que no es el que tengo grabado en mi celular.

Con tal de despegarse, cualquier cosa. Incluso involucrar a otros. A propósito. Aclaro algo que ya enmendé. El dueño de Aluminios Rubén de Gral. Paz, que vino a instalar las hojas definitivas, no tiene relación con Aluminios Norte. Sólo le hizo un favor y quedó pegado al desconocer toda la truchada que Biglieri se había mandado. Le pido desde aquí disculpas por el error de haberlo nombrado.

 

2 comentarios en “Una “empresa” para bajarle la persiana…

  1. Ignacio Mendiburu

    Qué mal estamos Vero, con la buena mano de obra que había en Junín….
    Esto pasa a diario y lo bueno es que alguien como tu lo de a conocer.
    Ahora uno aprende a asesorarse antes…
    Estoy en el rubro de la construcción y me apena que suceda esto….se creen que por actuar así van a ganar algo?
    Un saludo y te felicito por tu labor periodística.

    • Vero

      Hola Ignacio,

      Lamentablemente la decadencia se ve (y se padece) en todos los ámbitos: educación, política, oficios, y un interminable etcétera.

      Este tipo de notas tienen la misión de hacer visible casos que merecen ser conocidos para alertar y evitar nuevos fraudes.

      Por suerte Google permite eso, ya que cualquiera que esté buscando proveedores de aberturas de aluminio (en este caso) puede leer mi experiencia y sacar sus conclusiones… (más allá que luego me enteré que en el ambiente de la construcción las andanzas de este señor ya eran vox populi).

      Gracias por leer y darme tu devolución.

      Saludos!

      Vero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>